Viene el reenganche

Mélida Qüenza Ponte

En mayo pasado escribimos sobre el despido masivo de docentes que se produciría en la Secretaría de Educación del ejecutivo carabobeño con la aplicación de los llamados “pollo-concursos”. Y así ocurrió, el 21 de julio más de dos mil educadores fueron despedidos sin ninguna consideración, al concluir el contrato que los mantenía allí como interinos. Por otra parte, alrededor de 1.100 interinos obtuvieron la titularidad de sus cargos a través de los referidos concursos de ingreso y ascenso de docentes, ilegales, pues se sustentan en la resolución 51 del año 2003, del Ministerio de Educación, que fue derogada para establecer la evaluación de desempeño como sistema de ingreso a la carrera docente.

Además, los “pollo-concursos” excluyeron a los docentes del área de inglés, de educación especial, a maestros especialistas o de cátedra abierta y a los adscritos a las escuelas de arte. A los despedidos se les violentaron todos sus derechos, el despido se produjo en período de vacaciones, no se les canceló vacaciones ni cesta ticket de agosto.

Varias organizaciones están dando la pelea en este caso. El movimiento Red de Educadores, representado por el Lic. Urquidi Silva, introdujo hace varios meses en el Tribunal Contencioso Administrativo, una solicitud de nulidad de los “pollo-concursos” y se espera la decisión del juez en pocas semanas, al término de las vacaciones judiciales. La organización sindical Sinafum, de la cual el mismo Silva es secretario general, junto a Sutrabasec y la Red de Interinos de Carabobo, solicitó en la Inspectoría del Trabajo un recurso de reenganche y pago de salarios caídos en base al decreto de inamovilidad existente en el país, a que la mayoría de los despedidos tienen 4, 5 o más años de servicio, que hay 30 mujeres embarazadas afectadas por esta medida, entre otras cosas. La Inspectoría admitió la solicitud, ya se realizó una jornada especial de recolección de evidencias y en pocos días se espera que el Inspector Jefe, Dr. José Aponte, ordene el reenganche de los educadores

Con ese despido masivo, el gobierno del “pollo” Salas Feo le niega a unos 100 mil niños el derecho a tener una educación integral, impide que reciban conocimientos en áreas complementarias como computación, inglés, música, danza y artes en general, que son parte de la enseñanza en las escuelas bolivarianas. En la Secretaría de Educación se quiere volver a la figura del suplente, que no está en la Ley de Educación, y que representa un docente subpagado, sin seguro social, sin HCM, etc. Esto lleva a preguntarse, ¿qué destino se dará al dinero que se “ahorrará” el gobierno regional con la eliminación de estos cargos docentes que conlleva al desmejoramiento de la enseñanza que reciben los estudiantes?

Cuando se inicie el año escolar seremos testigos del clima de discordias y enfrentamientos propiciado por el gobierno del “pollo” en el sector educativo regional, con docentes titulares producto de concursos ilegales y más de dos mil interinos pugnando por el reenganche, un escenario que sin duda afectará grandemente el desarrollo de las actividades en las escuelas estadales.

 
Top