El ABC de Damiano Del Vescovo, presidente de la Cámara de Comercio de Valencia

"Venezuela tiene uno de los costos laborales mas altos de todo América ... y dada la inflación, por mucho que se les pague el salario nunca les dara bienestar...".

"Venezuela tiene uno de los costos laborales mas altos de todo América ... y dada la inflación, por mucho que se les pague el salario nunca les dara bienestar...".

El ABC de Damiano Del Vescovo, presidente de la Cámara de Comercio de Valencia

Tenemos una economía

tipo Bonsai, por lo pequeña

– La “fiesta de las importaciones” está llegando a su fin en el país -Modelo económico del Estado va conduciendo el país a la estanflación. – De 15 mil industrias en Carabobo solo quedan 7.500 – Ernesto Vogeler es un icono cuyo ejemplo debemos seguir.

Margiory Fiaschi V.-

Con la entrada del último trimestre del año, representantes de los sectores activos de la economía establecen un balance preliminar de la actividad comercial en lo que va de 2009. Tal es el caso de la Cámara de Comercio de Valencia cuyo Presidente, Damiano Del Vescovo, asegura  que las medidas económicas anticrisis puestas en marcha por el gobierno nacional conducen a una “estanflación” , es decir, inflación con estancamiento,  o con menos producción, por lo que “la gente va a pagar más caro”.

Para este dirigente gremial del sector comercio, los anuncios económicos del gobierno a través de los ministros Giordani, Alí Rodríguez, Jesse Chacón y el presidente del BCV, Nelson Merentes, son más de lo mismo pues mantienen entrabado al aparato productivo privado.

Del Vescovo, quien lleva escasos ocho meses al frente del organismo económico más antiguo de la región, advierte que los números le están dando la razón y agrega “el modelo económico que escogió el Estado, está dando señales de fracaso…. Para  el primer semestre del año tenemos una caída en la demanda del 7% en todos los rubros, lo trae por consecuencia un retroceso en la producción, por lo que la oferta de productos hechos en Venezuela que ya venía en desaceleración, ahora refleja un descenso adicional”

“Debemos tener presente que reflejamos el índice de inflación más alto de toda América y el tercero del mundo, lo deja ver la política de restricción de precios, el embargo que hay de las divisas, la discrecionalidad en torno a cómo éstas se entregan, lo que está ocasionando que haya un dólar permuta que no permite que las empresas mantengan unos niveles de intercambio acordes a la realidad”.

¿Cuáles son los sectores se están siendo más afectados?

-Realmente son todos; agroindustria, calzados, textiles, materiales no preciosos, automotriz y autopartes. Esto indica que ese gran empleador que la industria está trabajando muy por debajo de su capacidad instaladas lo que traerá- y ya trajo- graves consecuencias que se reflejan sintomáticamente en el nivel inflacionario. El Estado está consciente que la economía vive en crisis, porque ha anunciado 54 nuevas medidas que no sabemos como serán, pero seguro se  irán implementando en el momento político que sea crea necesario, pero evidentemente si tienes una economía en la que no hay oferta, el precio aumenta y eso lo pagaremos todos los ciudadanos.

Gobierno como empresa

Ese tipo de comportamientos en lo absoluto es rentable, por eso siempre digo que el  Estado debe ser regulador, más no interventor. Cuando un Estado comienza a comprar bancos, y compañías de seguros, cuando tiene la mayor cadena de medios de comunicación, cuando posee el 30% de la distribución de los alimentos del país y maneja otros sectores de la economía, está interviniendo en el juego económico de una nación. Es un interventor que no sugiere la forma cómo se van a resolver las cosas sino que las impone, algo que en ningún país ha dado resultado. Aquí en Venezuela se ha podido aplicar por los altos precios del petróleo lo que le ha permitido una especie de juego. El gobierno se ha convertido en un comprador de empresas, casi un magnate sin tener ni la estructura ni los conocimientos para gerenciarla. Si esa manera de conducir la economía fuese efectiva no estaríamos importando el 60% de la carne y porcentajes elevados de otros rubros.

¿Este tipo de situación ha ocurrido en otros países del mundo?

Si, en otras épocas hubo experiencias similares, por ejemplo en China, Argentina, Chile, Brasil. Afortunadamente las han superado, concertando su política económica con todos los sectores del país, sin distinción alguna, al margen de las ideologías, pero con una visión de país compartida y esto se va a lograr si todos los que hacemos vida en Venezuela nos involucramos. No hay forma ni manera de erradicar la pobreza por la vía que vamos, hay que buscar un bienestar social sin la participación del Estado.

Las economías basadas en la ideología socialista no han dado resultado. En China se dieron cuenta que ese no era el camino y le hicieron una simbiosis entre socialismo y capitalismo, logrando elevar su capital de forma importante.

Considero que con voluntad verdadera conseguiremos la solución por el bien del país; aquí se ha tirado por la borda una oportunidad de oro en estos últimos 11 años, los precios del barril del petróleo estuvieron más altos que en otros momentos de la historia, al país le ingresaron más de 900 mil millones de dólares y el cincuenta por ciento de ese ingreso lo generamos los habitantes con el pago de impuestos. Ese monto no se utilizó en apalancar el país, no se creó una buena infraestructura de autopistas y carreteras, los aeropuertos están obsoletos, hay que crear una infraestructura que permita que lo que se produce no tenga mayores problemas, nos hemos dedicado a gastar dinero en comprar en el supermercado del mundo, textiles, materias primas, armas, y no desarrollamos la producción nacional sino que por el contrario, nos hemos dedicado a la persecución del sector privado.

¿Se refiere, por ejemplo, a la detención de Gómez Sigala?

Es parte de la inseguridad jurídica que existe. Desde la detención de Gómez Sigala para acá toda la producción de su hacienda fue destruida, cuál es el objetivo real, por qué lo que hacen es perjudicar a la industria del país, crear inseguridad y ese es el peor enemigo porque nadie invierte ni emprende nada. Hemos llegado a una economía tipo bonsai, pequeña y que solo una parte de la sociedad (el gobierno)  pretende mantener.

¿En estos años de gobierno nacional, cuántas empresas han cerrado sus puertas?

– En 1999 el parque industrial de Carabobo contaba con 15 mil empresas, actualmente funcionan 7.500 si hablamos solo del sector manufacturero. Hay un sector que ha crecido en estos años que es el de comercio y servicios, producto de las importaciones, pero esa fiesta se está acabando. El año pasado los ingresos petroleros fueron de 98 mil millones de dólares, para el cierre del 2009 se prevé que sean de 48 mil millones, y este es un Estado que gasta más de lo que recibe.

“Hoy, Venezuela es más vulnerable que nunca en cuanto al tema alimentario. Eso aparte de ayudar a las economías de otros países con nuestros dólares está trayendo como consecuencia una depresión en  el aparato productivo venezolano, a eso le sumamos la persecución y la satanización a que se somete el sector privado. El empresariado genera 8 de cada diez empleos, y hablamos no solo de empresas grandes sino sobre todo las pequeñas como las bodegas o ferreterías que está en las zonas populares. Todo el que tiene un comercio es empresario. Sin importar su tamaño y lo que se haga. Ciertamente debemos reconocer que hay un sector importante de la población que vive de algunos rubros pero el estado es el que decide su precio de venta, no hay así una competencia que obligue a desarrollar nuevas empresas y traer nuevas tecnologías.

¿Teme que haya nuevos cierres de empresas?

-Depende del punto de vista de donde lo veas. Si es por la confiscación es muy probable, pero dificulto que en este trimestre las empresas a

“motu propio” vayan a cerrar, porque en el último trimestre del año siempre el comercio se mueve más y es una esperanza.

Nueva Ley del Trabajo

-Sabemos que existe un documento de la nueva Ley del Trabajo, pero no conocemos su contenido, desde la Cámara de Comercio y Consecomercio hemos tratado de obtenerlo y ha sido imposible. Ese nuevo instrumento legal va a traer como consecuencia que las empresas tienen que reformularse, ya que sabemos que entre las modalidades está que las utilidades van a pasar de 15 a 45 días. Si esos costos no se apalancan con producción estamos mal y solo contribuiría en aumentar la inflación.

“Venezuela tiene uno de los costos laborales más altos de toda América y se le suma uno de los más grandes enemigos que es la inflación, por mucho que uno pague el salario nunca le dará bienestar al trabajador, porque no le alcanzará. Si tuvieses seguridad  social como lo manda la ley, y el trabajador no tuviera que gastar dinero para pagar una póliza de seguros, la situación sería distinta, pero aún hay algo más que añadir, por cada bolívar que el empresario paga en salario debe destinar al Estado las tres cuartas partes producto de los beneficios sociales. En esta última época, la situación ha sido distinta ya que hay que destinar casi dos bolívares al Estado por los mismos gastos”

¿Cuándo vislumbra el fin de las desastrosas políticas económicas que usted describe?

Hay una fecha para eso, es el año 2012, que son las elecciones para presidente. La mejor forma que tenemos en un país democrático para expresar nuestro parecer, como lo hemos hecho en estos últimos años, es acudiendo a las urnas de forma masiva. Si el gobernante de turno no cumple con nuestra expectativa debemos sustituirlo.

Buhoneros y programa

Aliarse para ganar todos

¿Hasta donde ha llegado la intervención de la Cámara de Comercio para solucionar la ubicación de los comerciantes informales?

-El comercio informal es un problema de orden social y estructural, las personas que no tienen acceso a un trabajo formal se ven en la necesidad de recurrir a la instalación de un sitio improvisado. El ex gobernador Acosta Carlez emitió un decreto que permitió que las calles se llenaran de buhoneros y desde entonces, la cantidad de vendedores en época de zafra, alcanza a dos mil personas, incluso procedentes de otros estados. Por eso digo que la solución debe ser estructural ya que hemos vivido en una total anarquía, afianzada por algunos gobernantes irresponsables.

Desde la Cámara de Comercio hicimos una propuesta denominada “aliarse para ganar todos”, programa que tenemos para la construcción del capital social donde tocamos temas que van desde la formación de nuevos empresarios hasta la formación de consejos comunales. Propusimos al gobierno regional y municipal  pasado la construcción de centros comerciales dignos porque en esos espacios hay un valor de emprendimiento que hay que canalizar, la idea es que nos aliemos en la solución de este problema con el aporte económico de los entes gubernamentales.

“Estamos en conversaciones con el gobernador Salas Römer para que nos indique cómo van los términos del edificio que adquirió la pasada gestión, ubicado en la avenida Urdaneta con Independencia, propiedad de FOGADE. Entendemos que el alcalde de Valencia ya abrió una licitación para la demolición del actual Mercacenter y la construcción de una edificación nueva. Hace dos semanas sostuvimos una reunión con el alcalde Parra y nos aseguró de que en este diciembre no habrá buhoneros en las calles.

¿Esa promesa la cree factible?

-Es su palabra, él verá como le responde a Valencia, porque si no cumple, serán los mismos valencianos quienes lo juzgarán. Nosotros le presentamos varias opciones, pero evidentemente no estarán listas para dentro de tres meses. Hay otra idea y es utilizar el terreno que está pagando la Alcaldía desde el año pasado por un monto de 90 mil bolívares mensuales, es más fácil que se ubique en ese espacio a los comerciantes que quedan regados y que el resto esté en un  espacio cercano a la avenida Lara. Nosotros esperamos que eso se cumpla, la Cámara de Comercio va a ejercer la contraloría social que le corresponde, lo que no queremos es otro diciembre con la misma anarquía que hasta ahora ha venido observando.

¿Cómo están las relaciones con la Gobernación de Carabobo y la Alcaldía de Valencia?

-Buenas, cada vez que hemos tocado la puerta para conversar hemos sido recibidos. Con la Alcaldía de San Diego estamos trabajando en un plan piloto.

¿Qué significó para ustedes, desde la Cámara de Comercio, la muerte de Ernesto Vogeler?

– Para quienes lo conocimos y compartimos en estas luchas gremiales y sociales, su muerte fue un golpe muy duro, no solo por la edad que tenía, era un hombre muy joven, sino por el trabajo social que venia adelantando, que era sumamente importante desde el punto de vista empresarial. Hay una cantidad de obras que Ernesto Vogeler estaba apuntalando. Ernesto ayudó desde Protinal a todas aquellas personas dedicadas a la cría de pollos y el desarrollo de esa red de producción se le debe a él en gran parte. Además, heredó la sensibilidad social de su abuelo, Eugenio Mendoza. Para nosotros él es un icono que debemos valorar y seguir como ejemplo.

Después de redactada la entrevista, el alcalde Parra anunció la presencia de buhoneros en las calles de Valencia, para esta temporada navideña. Es evidente que faltó a la palabra empeñada con el organismo que agrupa a los comerciantes.

 
Top