La onda radial del sur

radio-surREPIQUE

Mélida Qüenza Ponte

Sin proponérnoslo, este artículo pareciera la continuación del anterior, donde resaltamos la titánica lucha de los pueblos de América del Sur y del sur de África para lograr la integración.

Y en ese contexto nada tan oportuno como el nacimiento de La Radio del Sur, una idea que prendió en nuestro país y que a pocos días de su lanzamiento ya agrupa a casi 40 radioemisoras de América del Sur, de Centroamérica, del norte del continente americano y de África. Es una red de estaciones radiales que se irá multiplicando, incentivando el intercambio a través de ese medio de comunicación tan inmediato y efectivo, y que apunta a la unidad no sólo de América y Asia, sino de todas las regiones del mundo.

La Radio del Sur es una alternativa para la información, orientada a sembrar las bases de un nuevo modelo de comunicación sustentado en la veracidad, en la justa valoración de las culturas e ideologías de los pueblos por igual, en un esfuerzo por mostrarnos a nosotros mismos como somos, apartando estereotipos, clichés, creados por las grandes transnacionales de la comunicación para encasillarnos, pero apartados del modo de vida de la mayoría de los países subdesarrollados, y es aquí donde vemos reflejado el gran poder de los medios de comunicación, intencionadamente transmiten al mundo una visión distorsionada de lo que denominan “tercer mundo” que  les permite mantener el control de la opinión pública de vastos sectores mundiales, lo que facilita la operatividad de las poderosas empresas transnacionales que dominan la economía mundial.

Se trata precisamente de eso, del poder que da la comunicación y los pueblos del sur comienzan a acceder a ese poder. La nueva red radial alternativa enfrenta el modelo mediático dominante, desnuda la realidad tergiversada por las transnacionales de la comunicación, permite el intercambio y la comunicación, sin intermediarios, entre pueblos que por muchas décadas han estado incomunicados entre sí aunque geográficamente formen parte de una misma región, como es el caso de América Latina y el Caribe, que han permanecido aislados, en una ignorancia mutua de modos de vida, costumbres, etc., y ahora descubren que son los mismos, es decir, que son un mismo pueblo.

La iniciativa radial del sur, al igual que la exitosa experiencia de la televisora del sur (Telesur), es un hecho concreto de los pasos en firme que se están dando para la integración de Latinoamérica y otras regiones del mundo, y posee la ventaja que la radio es el medio de comunicación por excelencia, tiene un largo alcance, es accesible a cualquier ciudadano por muy apartado el lugar en que se encuentre y tiene la propiedad de la inmediatez, con la facilidad de que una estación radial y un aparato receptor pueden ubicarse tienen menores complicaciones tecnológicas que otros medios.

En buena hora entramos en la onda radial del sur.

 

Artículos relacionados

Top