Tomar posición

Carlos Lozano

Caminando con Carlos
Carlos Lozano
Carlos@carloslozano.com
En una de esas conversas sabrosas que se tienen cuando se comparte mesa con un nadador de aguas profundas como Pedro Díaz Blum, amigo y pensador, resumió él sus ideas sobre política con una frase: “di cien cosas y después escoge la que mejor te convenga”. Vino la conseja a propósito de hechos que durante la IV República se tenían por ciertas, sin sospechar sus creyentes que a la larga las mismas conducirían a la perdición.


De tanto decir cosas sin parar, terminó por suceder que tanto se confiaron los políticos en que con decir mucho era suficiente, que terminó la gente por no creerles nada y por aparecer alguien que tomó una posición y sólo dijo “por ahora”. Frase que no fue sólo un decir, sino el planteamiento de una toma de posición, fue decir con claridad y poniendo la cara por delante “aquí estoy, esto hice y esto propongo, y por aquí voy”. Toma de posición que se interpretó como una guía clara de un camino a seguir. Y el pueblo lo siguió.
Un camino similar está llegando dieciocho años después a un agotamiento similar, si no peor, que la situación de aquellos tiempos, pero en un ambiente diferente. Se quiere  empujar a los venezolanos al llegadero de que sólo hay dos caminos y que hay que tomar sólo uno de ellos; y que no importa cuál se tome, quedará cada uno drásticamente enfrentado a quienes tomaron el otro.
“O estás conmigo o estás contra mí” es ya una disyuntiva que nos plantean tanto Chávez y el chavismo, como la oposición que se compacta, más o menos, en la llamada Mesa de la Unidad Democrática.
Pero sucede que entre ambos caminos sigue habiendo un espacio amplio y una mayoría que está tomando su propia posición, y eso la hace una novedad: no quiero tomar ninguno de esos dos caminos, se dicen, quiero un camino que me convenga más. Es decir, los tan vagamente calificados como “ni-ni”, en realidad sí tienen una posición tomada, y parece ser bastante clara.
Hay que abrir un camino nuevo y razonable. De manera consistente, las encuestas revelan que una mayoría clara de venezolanos está esperando una respuesta firme que ni el chavismo ni la MUD le están dando. Esa mayoría quiere una propuesta no con dos que se excluyan entre sí. Quiere una que integre a las dos y a la vez tenga su propia identidad.

 
Top