El salmón: sus beneficios y el Omega 3


El salmón es uno de los alimentos más ricos en Omega 3, un tipo de ácido graso poliinsaturado “bueno” que ayuda a prevenir las enfermedades cardiovasculares y algunos tipos de cáncer.

Este pescado no sólo posee un delicioso sabor, sino también posee poderes curativos y ayudan a mantener  la belleza y la juventud de la piel y el cerebro. El salmón gracias a su contenido en Omega 3, ayuda al funcionamiento de las neuronas cerebrales y tiene influencia en el estado de humor de la persona.

Un estudio llevado a cabo en la Universidad de Pittsburgh, demostró que las personas que consumen adecuadas cantidades de Omega 3 diariamente a través de la alimentación eran personas más optimistas y disponibles. La cantidad necesaria de Omega 3 diariamente es de 1 gr./día.  Este ácido poliinsaturado forma parte de las membranas celulares y las ayuda a mantener su elasticidad y a combatir el envejecimiento celular.

Otras funciones son: regula el equilibrio entre el colesterol “bueno” y el colesterol “malo”, previene las arrugas de la piel, aumenta la capacidad intelectual, previene algunos tipos de cáncer y es altamente recomendado durante el periodo de gestación porque ayuda en el desarrollo del sistema nervioso central del feto.

El salmón no sólo posee la ventaja de ser rico en Omega 3 sino también es rico en proteínas. La desventaja es el alto contenido calórico, por lo cual debe ser controlada la cantidad de gramos que se consuma.
El salmón ahumado posee menos calorías (150 calorías) que el fresco (180 calorías).

 
Top