Una experiencia para seguir adelante

Carlos Lozano

Carlos Lozano

Caminando con Carlos Lozano
Carlos Lozano

Carlos@carloslozano.com
Facebook: caminandoconcarlos@gmail.com

¿Qué queda tras caminar sin descanso entre las preocupaciones de quienes forman eso que los políticos llaman “pueblo” y quienes hemos aprendido, paso a paso, a conocer por sus necesidades, por los abandonos a los cuales han sido sometidos, por sus urgencias y por sus nombres? Queda la decepción de no haber logrado de un número suficiente de ellos el respaldo necesario para expresar sus necesidades en la Asamblea Nacional, y a la vez la satisfacción de saber que todo ese caminar, ese conversar, ese escuchar todos los días, ese anotar con esmero para nunca olvidar, se hizo con dedicación, con sinceridad, con el propósito innegociable de defenderlos y ayudarlos. También permanece el compromiso, porque no intervengo en la política con espíritu de oportunidad sino como propósito de vida y con la voluntad de ayudar a quienes lo necesitan.

Queda también la experiencia gratificante de haber compartido caminos y sueños en esta contienda con un dirigente de la estatura de Orlando Chirinos, un líder desarrollado dentro de la clase obrera, la que representa con grandeza, sinceridad y pleno conocimiento.

Reflexionar, por supuesto, y analizar detenidamente lo sucedido; no es fácil digerir, por ejemplo, que la oposición con toda su fuerza aliada en bloque no haya ganado el sur de Valencia. Cabe una sola explicación, luego de conocer que un número importante de electores, votó nominalmente por candidatos desconocidos y no lo hizo  por el PSUV, cuyo emblema es el propio Presidente. Triste es decirlo, pero la sospecha de manipulación electrónica de los votos para derrotar a la alianza opositora, no se puede evitar.

Hubo unidad, sin duda, y empeño, y trabajo en el frente Opositor. ¿Qué faltó? Faltó que estuviésemos claros en la baja confiabilidad de un sistema que puede ser manipulado a discreción y con frecuencia lo es, como ha sido comprobado científicamente por solventes integrantes de la Academia, sobre todo en elecciones cuando, como fue el caso de la Gobernación del estado y la Alcaldía de Valencia en 2008, y -ahora- en el circuito 5 de Carabobo, ganar la elección constituye un objetivo primario para quien o quienes presiden los destinos del país.

El problema del chavismo sosteniendo la fe en los ofrecimientos de Chávez, eso no significa, dada la experiencia que hemos vivido a lo largo de estos once años, que esa fe vaya finalmente a ser recompensada con la solución de los problemas de los más pobres en Carabobo. Eso ya lo estamos viendo y padeciendo. Por eso, y por el compromiso personal que he asumido y al cual no voy a renunciar por un tropiezo, seguiré caminando y este jueves estaré en Santa Inés, caminando, dialogando y escuchando.

 
Top