Cerrar el ciclo golpista *

Rocio San MIguel

Rocío San Miguel
rociosm@cantv.net

A estas alturas es ya difícil continuar refiriéndonos a “institucionalistas” para distinguir a los oficiales de la Fuerza Armada Nacional (FAN) que se apartan del proceso de politización a que está siendo sometida brutalmente la institución militar venezolana en los últimos años. En el punto que nos encontramos, la divisoria de la composición actual de la FAN distingue claramente entre “constitucionalistas” y “golpistas”.

Éste será sin duda el signo referencial que marcará la ruta de la institución castrense de cara a los años por venir antes de las elecciones presidenciales del 2012 y la posibilidad de que surja entonces una alternativa real de poder distinta a la que encarna el presidente Chávez.

Esto ha quedado claro a partir de las declaraciones del Mayor General Henry Rangel Silva, Comandante Estratégico Operacional (CEO), que no sólo desconocen el artículo 328 y 330 de la Constitución, sino que además tendrían carácter delictivo por estar dirigidas claramente a:

1) Promover una rebelión militar en caso de desalojarse por la vía de los votos al actual inquilino de Miraflores.

2) Destruir la forma política que consagra la Constitución de respetar la soberanía popular, amenazando con impedir tomar posesión del mando a un eventual Presidente de la República de la oposición.

3) Hacer tomar las armas a los habitantes de la República contra los poderes públicos de la Nación.

4) Instigar a delinquir.

5) Y mantener en zozobra a la colectividad con la amenaza del uso de las armas de la República; todos estos actos previstos como delitos en el Código Orgánico de Justicia Militar y el Código Penal venezolanos.

Ha dicho el M/G Rangel Silva: “… en un hipotético gobierno de la oposición a partir de 2012… habría una reacción tanto de los uniformados como del pueblo, que sentiría que le quitan algo”. Esto es la advertencia de un golpe de Estado y es inadmisible. Especialmente por provenir de un general activo de la Fuerza Armada Nacional, segundo al mando, que sólo tiene por superiores al Presidente de la República y al ministro de la Defensa.

La descomposición de la FAN ha entrado claramente en su cuarta etapa. Nos hemos referido a las previas en artículos precedentes:

a) La militarización de la sociedad.

b) La politización de la FAN.

c) Y la desprofesionalización.

La cuarta etapa de descomposición es la del “golpismo”, intentando cerrar un círculo que se inició en 1992. Después de ello y dependiendo de los resultados podrá surgir otro tiempo, el del regreso de los militares a los cuarteles, para reconstruir la FAN con base en el respeto a la Constitución.

@Tal Cual

* Título original: Se intenta cerrar un ciclo golpista


 
Rocío San MiguelRocío San Miguel
Top