Águilas acorraladas

Ben Ali (Tunez), Ali Abdullah Saleh (Yemen), Gadaffi (Libia), Mubarak (Egipto).

La Pequeña Política

Espantapájaros
Avizor.uno@gmail.com

“Lo que por estar yo siempre en el mismo sitio, no veo y otros ven, lo trato de compensar pensando en lo que otros, por andar de rama en rama, quizás no alcanzan a advertir.”

Escrito para gente inteligente

 

El orden jerárquico

 

Águila Uno será siempre Águila Uno, digo yo que lo admiro por sus desplantes y su osadía… pero si lo numero, es porque no es el único. Lo difícil para mí ha sido ponerles número a los demás. Este humilde Espantapájaros, clavado en su pedestal, cuidando sus cosechas y dejando su pensamiento volar, tenía una clasificación completa, pero con tantas Águilas debilitadas o buscando refugio en el mundo entero, ya yo mismo, no me acuerdo del orden en que los tenía. Además, es muy difícil establecerlo. Ya van a ver por qué.

Si fuera por años mandando, el Pajarraco Gadaffi sería Águila DOS y luego vendría el Pajarraco de las Pirámides, pero ahora lo tienen a punto de caramelo, y es capaz de desaparecer del mapa, a mi no me extrañaría por lo que veremos después. Luego vendría el pajarraco Ben Alí. Con 23 años en el coroto tendría que ser Águila Tres, pero hace dos semanas, cuando vio la escopeta cargada con munición perdiguera, que no es como para matar Águilas pero le herida que deja es fea, rapidito se fue volando y se transmutó en corderito, y está pastando tranquilo en una pradera de Escocia, aunque a lo mejor se equivocaron y en lugar de Escocia, es Suiza.

Pero esto de los números es complicado, porque también hay que tomar en cuenta la INTENSIDAD. Y por eso, Águila Uno sigue siendo Águila Uno, con sólo y tener a penas 12 añitos en el poder, y lo sigue siendo por el gañote que tiene, pese a estar muy pero muy debilitado,  aunque cerquita, pisándole los talones, o mejor, pisándole  sus garras que han quedado sin uñas, está el Pajarraco Teocrático, cuyo nombre es facilito después que le das la vuelta. A mí me costaba recordar su nombre hasta que descubrí una fórmula de las que llaman nemotécnicas: Recuerden como hacerlo. Piensen en AMA-DINERO-YA. Le quitan el RO (de Rojo rojito), y listo, ya no lo olvidarás jamás.

En fin, ya saben Uds. a quien me refiero. Pues bien, el Pajararraco Teocrático está muy cerca de Águila Uno, y le podría quitar el puesto, porque él también exporta su “Revolución” y con más pertrechos… y hasta su bombita quiere fabricar.

 

El pajarito azul

 

Quiero hacerles una confesión, mis queridos pajarracos, mis pajaritas queridas. Perdonen que mi hables sea casi un susurro. Hay un pajarito azul al que yo ni le puse atención, a decir verdad, porque, como le iba a fiajrme en un pajarito que anda siempre cantando, cuando hay tanta Águila y por lo menos un Cóndor, rondando por aquí. Pero ese pajarito se las trae y yo no me había dado cuenta. Esa es la pena que me da, y por eso les hablo calladamente. Me da pena porque de seguro Uds. ya lo sabían. Yo no. Pero de pronto, con mi pequeña computadora, lo descubrí, y de tanto observar su impacto, hasta yo mismo me inscribí. ¿Quieren saber quien soy o, mejor seré? Me inscribí como @espanta1pajaros. El “1” por los cinco soles que llevo en mi charretera, claro. Me voy a activar muy pronto. Pero por favor, no me apuren.

Pues bien, ya Uds. saben cual es el pajarito y lo fuerte que es su agudo trino. Tanto que como las trompetas de Jericó, es capaz de derrumbar murallas, haciendo colapsar las guaridas a cuanta Águila encuentra en su volar, multiplicado su efecto con aliado que tienen llamado Feisbuk que tiene 500 millones de subscritores. ¡Qué barbaridad! De manera que cada vez que el pajarito azul lanza su tuit, y este rebota en Feisbuk, lo ve un gentío.

Con razón, cuando son tan poquitos haciéndose más y más ricos, y tantos y tantos, en medio de la peladera, como ocurrió primero en Túnez y después Egipto, y está ocurriendo en Venezuela, basta con que se acumule suficiente leña seca para que con un solo tuit del pajarito azul, se encienda una inmensa llamarada.

 

Las arenas del Sahara

 

La llamada de Águila Uno a Águila Dos o viceversa que reporta la página oficial, permite darse cuenta de lo chiquito que se ha puesto el mundo. Con comunicaciones en tiempo real, cuando en Libia, pega el Siroco, hasta acá llegan las arenas del Sahara. Y si los dos, Gadaffi y Águila Uno,  están arrechos con el Imperio por lo que está ocurriendo en Egipto, es porque están… ya Uds. me conocen, mis queridas pajaritas, que no me gusta utilizar ciertas palabras. Pero como no apelar al símil del chorro, cuando están casi asustados, tanto, que al ver las plumas del vecino arder, a la carrera han puesto las suyas en remojo.

 

El Mago entra en acción

 

Claro, Águila Uno es el Rey del Espejismo. Fabrica ilusiones tan bien, que la gente las quiere tocar. Primero le cayó encima a los constructores y a los bancos por ser responsables de que no se hayan construido las viviendas que no construyó su gobierno. Esto para despistar porque el bien sabe que sólo el gobierno puede hacer el tipo de vivienda que la gente humilde requiere.

Yo recuerdo cuando el Pollo montó aquel programa de Unidos por tu Casa, y con menos de tres mil dólares y el vecino poniendo la mano de obra bajo supervisión de ingenieros, se podía construir una vivienda. Y fueron miles las que se construyeron en Carabobo.

Pero  ahora las cosas han cambiado porque de Caracas no le llegan los reales que le corresponden a las gobernaciones y alcaldías, y porque si llegara, no se consigue cemento, porque está nacionalizado, y cuando se consigue, no se consiguen cabillas, que también están nacionalizadas.

 

Echarle agua a la leña

 

Si eso está ocurriendo en Carabobo y me imagino en todo el país, pero yo solo sé de Carabobo, porque el Pollito tiene plumas, y es amigo mío, como lo es Águila Uno también, y le pongo atención a todo lo que dice y hace, si eso está ocurriendo, repito, con un gobierno bien organizado, ¿cómo diablos pretende Águila Uno que sean las Juntas de Vecinos, que ahora, para hacerlas ver más grandotas, las llaman Consejos Comunales, las que hagan lo que ni el gobierno nacional y los gobiernos regionales han podido hacer?

 

Mientras escribo, escucho por el radiecito que Águila Uno acaba de anunciar que entregará tres mil millones de bolívares fuertes a los Consejos Comunales para construir viviendas. Imaginémonos que de las 20 mil juntas de vecinos, chavistas sean unas cinco mil, porque la que no son, ni siquiera las registran. Si dividimos tres mil millones entre cinco mil, le tocarían 600.000 a cada Junta de vecino, y a dólar oficial, algo así como cien mil dólares. Si suponemos que cada casa les cuesta 6 mil dólares, porque “algodón” le tiene que quedar a la directiva, solo 16 viviendas podrían construir cada una. Si es que consiguen cemento o consiguen cabillas, y si no es que todo se les va en “gastos administrativos”, como casi siempre ocurre.

 

Águila Uno lo sabe, entonces ¿por qué lo hace? Lo adivinaron, ¿verdad, pajarracos amigos, verdad pajaritas queridas? Lo hace para que se embuche su gente y lo ayude, cuando viene la fase más peligrosa del “proceso”. Cuando además de la tremenda calentera que tiene su gente por la eliminación de las Juntas Parroquiales, se va a disparar la inflación y ni tres salarios mínimos alcanzarán para cubrir la cesta alimentaria.

Eso es poner las plumas en remojo, y echarle agua a la leña, para que cuando el pajarito trine, con su agudo gorjeo, no se encienda la llamarada ni colapse la guarida, como acaba de ocurrir del otro lado del Atlántico, frente a ese otro mar, el Mediterráneo… donde todas las Águilas están acorraladas.

 
EspantapájarosNo photo

Un Comentario;

  1. jose lugo said:

    Volando por sobre la represa Cachinche se puede ver un gentio que vive en los alrededores. En esa comunidad o cumuna, como le dicen ahora, se necesitan muchas casas. Los cumuneros dicen; que como 2000, Pero aguila uno, con la ayuda de los “vecinos organizados”, como le decían antes, esta construyendo por autoconstruccion 14 viviendas, solo 14, pero creanme, parecen 4,000, por la esperanza que esa iniciativa genera. No alcanza para cubrir la necesidad pero el efecto multiplicador es inmenso. Pronto llegara la mia,,,,,,,,,

Los Comentarios han sido cerrados.

Top