El feliz regreso de Ryan Vogelsong

Raúl Lopez

BEISBOL AL DIA

RAUL LOPEZ
en Twitter:  @PepeBeisbol

 

Una de las historias más conmovedoras en las mayores, en este año, es la del lanzador Ryan Vogelsong. El veterano pitcher quien cumplirá 34 años el 22 de julio próximo andaba perdido del mundo del béisbol organizado de Estados Unidos, jugó en Japón por un par de temporadas, no había estado en Grandes Ligas desde 2007, un par de organizaciones de la MLB le habían dicho que no tenían interés en él, pero Vogelsong no tenía intenciones de rendirse, sino de seguir adelante.  Su actuación con los Tiburones de La Guaira fue determinante para su regreso; el coach de bateo de Bravos de Margarita, Hensley Meulens, quien llegó a Venezuela luego de finalizada la Serie Mundial lo vio cómo enfrentaba cómodamente a sus rivales y habló con la gerencia de los Gigantes para que recibiera una nueva oportunidad, lo enviaron a AAA al comenzar la campaña 2011, recibió el llamado en abril y el 28 de ese mes en su primera apertura enseñó lo que tenía en su brazo. Ahora, cuando estamos terminando el mes de junio presenta efectividad inferior a 2,00 y luce inevitable su presencia en el Juego de Estrellas en Arizona, el próximo 12 de julio. Un feliz regreso luego de un camino lleno de inconvenientes.

Ryan Vogelsong

Claros y sin vista quedaron en las oficinas de los Nacionales de Washington con la sorpresiva renuncia del manager Jim Riggleman, quien con una racha de 11 ganados de 12 juegos decidió, unilateralmente, separarse del cargo, alegando la poca disposición que tenía la gerencia del equipo en comprometerse con él para un futuro compartido. Mike Rizzo, gerente general del club, no asumía planes de mantenerlo después de este año. Estas decisiones que parecen no fueron analizadas detenidamente le traerán consecuencias a Riggleman, pues será difícil que algún equipo le ofrezca un puesto conociendo este detalle, de como abandonó a los Nacionales en plena temporada.

Nadie entiende qué realmente ocurre con el slugger de los Medias Blancas de Chicago, Adam Dunn. No ha podido batear este año, su promedio no llega a 180, la cantidad de ponches se incrementa peligrosamente y diariamente, y su coach de bateo terminará en un hospital psiquiátrico.  El contrato que tiene Dunn es sumamente costoso para tenerlo fuera de la alineación titular.

 

 

Solo 8 de los 30 equipos no han participado en la postemporada del béisbol de Grandes Ligas en los últimos 5 años, pero en la presente campaña han desarrollado un desempeño satisfactorio alguno de ellos, como Pittsburgh, Seattle y Washington. Los Piratas han sorprendido con un buen juego basado en sus piezas jóvenes. Seattle finalmente ha contado con una extraordinaria rotación y sus bateadores, con la excepción de Choone Figgins, han rendido lo suficiente, por eso mantienen aspiraciones; mientras que los Nacionales no salen del asombro por la partida de su manager pero siguen jugando a un nivel muy destacado.  Hay otros equipos como Houston, Kansas, Baltimore y Florida que siguen con un desempeño poco alentador, especialmente los Astros de Houston, que deberían despedir a su estratega Brad Mills en los próximos días y reorganizar su conjunto.

 
Top