Santos es colombiano, no venezolano

Federico Black

Federico Black

FEDERICO A. BLACK B.
@federicoblackb
federicoblack@yahoo.es

 

Santos gobierna y gobernará por y para los colombianos y más nadie. Su pragmatismo ratifica aquello de “el fin justifica los medios”. Uribe fue un caso excepcional, pudo gobernar para los colombianos y ser, a la vez, un hombre de principios…

El pasado lunes, el Presidente colombiano Juan Manuel Santos visitó Caracas para una reunión con el Presidente Chávez.

Los sectores democráticos de Venezuela, habríamos esperado que la elección de Santos, como Presidente del país vecino, fuera una continuación de la política exterior que llevó adelante el ex Presidente Uribe, actuando como un gran freno y contra parte, de Hugo Chávez en la región.

Lo que no vemos, quienes vivimos de este lado de la frontera y padecemos los desmanes del desgobierno “revolucionario”, es que Juan Manuel Santos decidió, no jugar en pro de la estabilización democrática de la región, sino que se apuntó en gobernar para los colombianos.

El centro de las reuniones Santos-Chávez, ha sido el factor económico y las FARC, donde Venezuela reconoció la deuda existente con empresarios colombianos por el orden de los mil millones de dólares, además del compromiso del gobierno de Chávez de honrar dicha deuda, la cual al parecer ha disminuido a solo 92 millones de dólares según declaraciones del Ministro de Comercio, Industria y Turismo, Sergio Díaz Granados (Colombia).

Otro aspecto a destacar, es que la gran mayoría de los acompañantes del Presidente Santos, fue un grupo importante de empresarios colombianos, quienes firmaron los acuerdos, mientras que por nuestro lado, solo participaron sectores del gobierno.

Los empresarios colombianos, se llevaron a casa la extensión de exoneración arancelaria para unos 3.500 productos colombianos, que podrán comercializar con mucha facilidad con Venezuela (seguimos nosotros siendo los grandes importadores), lo cual, con toda seguridad, repercutirá positivamente en la economía, pero en la colombiana, no en la venezolana.

En cuanto al tema de las FARC, Santos ha logrado que se le entreguen unos altos líderes del grupo armado y uno que otro narcotraficante que estaban en territorio venezolano. ¿Cómo ha logrado Santos tanto? Al parecer la computadora de Raúl Reyes sigue brindando información de peso, tanto, que hace ceder al “duro” Chávez, sobre todo en su lucha (posiblemente fracasada) por la reelección Presidencial.

La conclusión que los venezolanos debemos sacar de todo esto, es que Santos gobierna y gobernará por y para los colombianos y más nadie. Su pragmatismo ratifica aquello de “el fin justifica los medios” y por tal razón, debemos aprender que, solo nosotros tendremos que solucionar nuestros problemas, porque más nadie va a hacerlo. Uribe fue un caso excepcional, que pudo gobernar tanto para los colombianos y ser, un hombre de principios firmes por lo que se convirtió en una piedra en el zapato para el proyecto comunista de los hermanos Castro en la región suramericana.

Ya tenemos las fechas claras y debemos hacer todo lo que esté a nuestro alcance para lograr la victoria electoral que tanto nos merecemos. Es hora de empezar a caminar seriamente hacia el progreso y el desarrollo, pero con una vista a futuro, es decir, con un proyecto a muy largo plazo que evite otro traspié, como el actual, que nos condujo al más mísero artazo, encabezando los listados internacionales, pero siempre de las peores calificaciones.

O lo hacemos nosotros, o nadie lo hará.

 

 

 

 
Top