Pobres del lago

 

Alberto Jordán Hernández

Alberto Jordán H.
albertojordanhernandez@yahoo.es 

 

El régimen se niega a ejecutar fallos de su obsecuente administración de justicia

 

El mismo tiempo de duración del régimen tardó la decisión de una demanda de amparo constitucional ejercida ante el máximo tribunal de justicia, que resultó favorable para habitantes de La Punta y Mata Redonda, urbanizaciones ubicadas en las riberas del Lago de Valencia, en Maracay. Introducida la demanda el 18/11/1999. A los siete años se ordenó el desalojo, previo pago viviendas.

No faltó la demagogia presidencial. Desde la capital aragüeña el Tcnel. presidente se pronunció el 25/09/2007, por solución del problema. Pero ignoró la exhortación de la sentencia de continuar la construcción de proyectos (plantas de tratamiento y otras obras).

Vino una lluvia (negligencia unida a la acción natural) que hizo navegar la injusticia en el lago. Cadenas de actuaciones prorrogaron la realización de las planificadas soluciones que favorecían los derechos de millares de ciudadanos afectados.

Al fin, el 26/06/2012, el máximo tribunal ordenó la inmediata ejecución de la sentencia con modificaciones determinadas en 26 conclusiones. Para indemnizar, se autorizó al régimen la fórmula “casa por casa”, con asignación de viviendas construidas por el Estado o adquiridas en el mercado, quedando a su discreción en caso de no escoger la modalidad, resarcir con nuevo avalúo.

El régimen se niega a ejecutar fallos de su obsecuente administración de justicia y no consiguió otra “socialista” medida que militarizar el sector. El ministro de Defensa inspeccionó la bien considerada “zona de guerra”, mientras expertos alertan sobre incremento de la cota que ya alcanza 413 metros cuando su límite es de 408. Pese al rechazo de nuevos muros de contención Pdvsa se entromete para construir dos más. Los costeros del Tacarigua son cautivos de la política de aumentar el número de pobres.

 

 

 

 
Etiquetas

Artículos relacionados

Top