La estrategia electoral del régimen
COMIDA PARA AHORA Y HAMBRE PARA DESPUÉS

RODÓ EN LA BARRA…!
BUENAVENTURA NORIEGA (BUENO)
abcbuenaventura@gmail.com

Perro que ladra…

A menos de dos meses para las elecciones parlamentarias del 6D, el gobierno vive un desmoronamiento creciente. Estamos viendo con claridad lo que los expertos señalaban como “ventaja irreversible” de la Oposición. De allí que cada semana llega con una nueva amenaza; lo que les queda es amenazar, tratar de elevar la abstención en las filas opositoras y emparejar el abstencionismo propio que se refleja en las encuestas, ninguna de las cuales, los da ganadores. Por eso Maduro, como insuflado por el espíritu guerrero de Guaicaipuro, soltó esa bravata en la inauguración de su escultura: “vamos a ganar las elecciones, sea como sea, ¿ustedes me entienden?”

Los pocos asistentes al acto saben a qué se refirió. Pero como dijo alguien por allí, aquí, en Venezuela, eso se acabó. Lo que se está dando es un quiebre político y social, no hay vuelta atrás.

SE LO TRAGÓ EL BASURAL ¿Cómo es que Cocchiola no pudo resolver el problema de la basura en dos años y ahora promete liquidarlo en 5 días? Pero el daño está hecho, en la ciudad hay tantos desechos que es prácticamente imposible la recolección total en plazo tan ínfimo. A Michelle se lo tragó el basural. No pudo ayudarlo ni la súper miliciana.

SE LO TRAGÓ EL BASURAL – ¿Cómo es que Cocchiola no pudo resolver el problema de la basura en dos años y ahora promete liquidarlo en 5 días? Pero el daño está hecho, en la ciudad hay tantos desechos que es prácticamente imposible la recolección total en plazo tan ínfimo. A Michelle se lo tragó el basural. No pudo ayudarlo ni la súper miliciana.

Sardinas y Cocuy

Mientras hablaba, Servelión Saturno Santana, no quitaba la mirada del fogón donde Serapio Rea asaba unas sardinas frescas, que por obra y gracia del régimen, pasó a ser el sustituto proteico de la población ante los elevados precios de la carne, el pollo y el resto de los pescados. “Pero no es fácil la vaina”, dijo Serapio al sentirse objeto de las miradas de los presentes. “Entre a un supermercado y vi una larga cola que serpenteaba por entre los anaqueles. Pregunté y para mi sorpresa, un viejo porteño llamado Sandalio Marín me contestó que, se trataba de la fila para comprar sardinas, mientras exclamaba viendo hacia el techo ¡cuando en mis tiempos¡ pues recordaba cuando se la regalaban los pescadores que llegaban al malecón de Puerto Cabello”, expresó el viejo espía evocando también que las compraba en el mercado municipal en pleno centro de Valencia, a medio y después a un real el kilogramo. Yo, Buenaventura Noriega, no tenía intención de recordar esos tiempos idos. Lo mío era bailar merecumbé con Víctor Piñero en el Club Centro de Amigos, embutido en un flux de Trajes Dovilla, donde la oferta era llevar dos y pagar uno. “Y para estar pensando en sardinas, prefiero recordar los pargos fritos que me servía con tostones la Negra Tomasa en su restorancito porteño, mientras la veía pasar meciendo sus caderas. Ustedes pensaran que soy un carajo malo porque ya no la nombro, así como tampoco a mi Ford Fairlane del año 67, pero mi portentosa nave está arrumada por falta de batería, amortiguadores y un corto circuito que arruinó el aparato donde escuchaba mi colección de cartuchos. Y a Tomasa no la nombro porque Brunilda me tiene más marcado que a Maradona en el Mundial” pensaba para mis adentros. De todas maneras, como quien no quiere la cosa, tomé un pedazo de casabe y me puse a esperar la sardina no fuera a ser que me sirvieran piedras fritas, mientras me empujaba un cocuy de penca que trajo Macario Gómez de Sanare. Pero añoraba, eso sí, como negarlo, el sabor de aquellos güisquis de las tierras altas de Escocia.

Comida para hoy, hambre para mañana

A Diosdado le asusta entrever el final de la revolución que jura defender por siempre. Cada día arremete con mayor fuerza en sus intervenciones y vilipendia a mucha gente con su mazo en TV. Pero él más que nadie sabe que los tiempos finales del chavismo, no digamos que llegaron, pero están llegando. Él quisiera convertir sus palabras en soldadura industrial para evitar que se siga colando el descontento, pero eso es imposible, después de convertir en un calvario la compra de alimentos. Incluso los mismos camaradas lo reconocen.  Servelión Saturno Santana habló sobre las 5.000 reses que se ahogaron en el Río Amazonas, navegando hacia a Venezuela. “En el régimen andan de carreras porque ese ganado era para inundar de carne el mercado desde mediados de noviembre, junto con otras reses que ya llegaron al país. La idea es comenzar a finales de octubre con la venta de todo lo necesario para la elaboración de las hallacas, y abundante carne hasta las elecciones…después naiboa”, señaló. “En esta estrategia entran las 59 toneladas de alimentos que ingresaron hace días por los puertos de Guanta, Puerto Cabello y Maracaibo. Esto es parte de las negociaciones que cuadró Diosdado en Brasil con ayuda de Lula da Silva, cuando viajó con su hermano José y el ministro de Finanzas Rodolfo Marco Torres, agregó el viejo espía. El operativo que preparan para finales de mes lo bautizaron “bajo el cielo navideño” para darle esa imagen de “sabroso” que le quiere acuñar Jacqueline Farías al martirió de las colas que deben aguantar las madres venezolanas. Y que llevar sol parejo es sabroso.

NOTI RÁPIDAS

RESERVAS CAÍDAS.  Lo que ha señalado el FMI sobre Venezuela no lo pueden tapar con el cuento de la guerra económica. Tampoco que las reservas internacionales solo cubren tres semanas de importaciones, menos de un mes, cuando la de Perú cubre casi 19 meses, las de Brasil casi 24 y Argentina, que es la cenicienta, 5 meses. En 2008, Venezuela llegó a tener casi ocho meses. El periodista Andrés Oppenheimer asegura que en el país se avecina “un tsunami”.

ACORRALADO. Fabio Lula da Silva, hijo mayor del expresidente Lula, fue señalado por el empresario Fernando Bahiano, de haber recibido dinero de la corrupción. Bahiano ofreció colaboración al Tribunal Supremo, a cambio de reducir el castigo que le corresponde y está listo para seguir cantando. Ya el TS autorizó a la Policía Federal a citar a Lula en calidad de testigo. El empresario también guarda mucha información sobre las “coimas” venezolanas.

GUISO MUNICIPAL.  Me informó Sócrates Semeco que han encontrado “guisos millonarios” y en el incendio perpetrado en una oficina había documentos comprometedores. “Igualito que el piso 5 de Parque Central, ¿recuerdas?. Ni más ni menos, Buenaventura”, dijo mi informante. Tres son los directores señalados de llevar al desastre a la Alcaldía de Valencia. ¿Y el alcalde qué?

ADIOS AL CHAVISMO. La última encuesta de Venebarómetro señala que solo el 21% se siente chavista. En el 2013, cuando llegó Maduro, un 56% se desgarraba las vestiduras por el chavismo. En el sondeo de ahora, un 49,9% de los encuestados contestó que votará por la MUD y 19,6% por el oficialismo. En un escenario polarizado, la MUD obtendría 57,9 y el chavismo 19,3.

SON ELLOS MISMOS. Durante 47 días de implementación de la OLP en los municipios bajo estado de excepción en el Táchira han quedado detenidas 250 personas por contrabando de productos de primera necesidad y otros delitos. De los apresados 66 son militares, 29 son de la Policía Nacional Bolivariana y 8 de la Policía Estatal, o sea un 40% del total.

ÚLTIMA HORA. Las próximas semanas dirigentes de varios partidos que postularon y respaldaron a Michelle Cocchiola le retirarán su apoyo públicamente y aclararán a la comunidad valenciana que, no tienen nada que ver con esa administración municipal. “Vamos a pedir disculpas a los valencianos por haber postulado a Cocchiola y deslastrarnos de su desastroso gobierno, aún a sabiendas de que ocupa un espacio democrático y pudiera esto tomarse como un chantaje. Asumimos está posición porque no queremos ser cómplices de lo que está ocurriendo en Valencia, dijo un vocero del MAS. ¿Será por lo que esconde el incendio? ¿Será por los  negocios de la basura? Adivina adivinador, que buen adivinador serás.

 

Artículos relacionados

Top