Sobre si llegó el momento…

EL AUTOGOL

Más del 400 mil firmas validadas y 20 votos en contra 12 a favor y 2 abstenciones en la OEA sobre su moción, para evitar que el informe Almagro se discutiera, son guarismos que indican el profundo cambio interno y exterior con el que se enfrenta el gobierno venezolano.

Haber puesto las más insólitas trabas para validar las firmas fue un gigantesco autogol. El efecto de tal abuso fue que el ánimo, el compromiso y la tenacidad de los firmantes se multiplicaran. Las escenas fueron emocionantes y heroicas. Gente bajándose de los buses devuelto por la GN y atravesando ríos a pie; gente madrugando para irse a los remotos pueblos donde pusieron las maquinas: pacientes enfermos haciendo su cola; gente enfrentando los grupos violentos y desafiándolos; miles de voluntarios ayudando.

Todo esto demuestra que hay un país del otro lado de la corrupción, de la violencia y del odio. Hay un país dispuesto a esforzarse por cambiar las cosas, a trabajar desinteresadamente por una causa, a dar demostraciones de valentía; a sacrificarse por los demás; a unirse por encima de las diferencias; a encontrar causas comunes en medio de banderas de distintos colores.

Todo esto es lo que ha hecho que el cambio y la esperanza avancen en Venezuela. Eso es lo que ha hecho que internacionalmentela oposición venezolana haya ganado respeto. Esto es lo que demuestra es que es útil transitar el camino de la democracia y la movilización para conquistar la democracia conculcada. Esto le muestra a los guerrilleros del sur de la Florida, a los viudos del carmonazo y a los managers de tribuna que como dijo un día Teodoro “Estamos mal pero vamos bien”

El adversario es poderoso y sin escrúpulos. Pero como sentencio Víctor Hugo “nada es más fuerte que una idea a la que su momento ha llegado” y en Venezuela el momento del cambio llegó.

revocatorio

…o el momento ha llegado

 
Julio Castillo SagarzazuJulio Castillo Sagarzazu

Artículos relacionados

Top